El guardameta del West Ham United atendió a Cadena Ser después de recuperar la titularidad esta jornada en el duelo personal que mantiene con Joe Hart en el choque ante el Manchester City: «Contento por haber vuelto a jugar, pero colectivamente triste por la derrota después de ir por delante en el marcador. Esperaba tener una tarde bastante ocupada y tenía que demostrar. Las oportunidades que tenemos los porteros tenemos que demostrar en qué nivel de forma estamos».

Adrián San Miguel aprovechaba la oportunidad para dejarse querer por el Real Betis y dejar la puerta abierta a un posible regreso a la que fue su casa, en el club que se formó: «Está claro que habiendo jugado 16 años en el Betis, esa espinita de jugar ahí siempre está». Con los dos porteros de la actual plantilla verdiblanca terminando el próximo 30 de junio, no se descarta que el cancerbero el equipo inglés esté en la cartera bética.