Andriy Yarmolenko, flamante fichaje del Borussia Dortmund, se enfrentará esta semana en Champions League ante el Real Madrid, uno de los primeros equipos que puso sus ojos en él. José Mourinho en el año 2013 quiso fichar al atacante ucraniano, pero se marchó ese mismo año del Real Madrid y su llegada se frustró, según el diario AS.

No obstante, fue un punto de inflexión, ya que a partir del interés merengue, varios clubes importantes de Europa también se fijaron en él. FC Barcelona, Valencia, Liverpool o Roma eran algunos de sus pretendientes. Este verano ha firmado por el Borussia Dortmund y ya ha debutado en Champions League, anotando un gol a Hugo Lloris.