A sus 31 años, y con un contrato que le une con el Nápoles hasta el 30 de junio de 2020, el atacante belga Dries Mertens tiene claro su objetivo. Autor de 12 goles y 11 asistencias en los 36 partidos disputados este curso, el deseo del jugador es el de ampliar la vinculación con el cuadro celeste.

Esto es precisamente lo que señala la información de Gazzetta dello Sport, fuente según la cual el Nápoles todavía no ha realizado ningún movimiento en lo referente al futuro del futbolista. Desde la escuadra italiana consideran que tienen tiempo suficiente para valorar cuál es opción que mejor se ajuste a sus intereses.