Actualmente se encuentra cedido en las filas del Almería, donde está completando una buena temporada demostrando sus dotes para abarcar una gran parte del terreno de juego y llegar hasta la portería contraria, acumulando ya 9 tantos en su cuenta. La propiedad de Rubén Alcaraz recae sobre el Girona, quien tiene la idea de contar con él para la próxima temporada, aunque no hay una seguridad respecto a que este no abandone el club.

De hecho, como asegura Mundo Deportivo, Eibar y Alavés están especialmente interesados en el futbolista atendiendo a las necesidades que presenta su centro del campo, donde perderán varias piezas este verano y primarán los refuerzos en esta demarcación, anotando su nombre como uno de los principales candidatos. Además de los equipos vascos, Leganés y Getafe también estarían interesados en la posibilidad de incorporarle.