Aunque los rumores que alertan sobre su posible adiós al club se han detenido, la directiva del AC Milan se plantea retocar el contrato que le vincula con uno de los pilares de su escuadra, el meta italiano Gianluigi Donnarumma.

Según cuenta Sport Mediaset, la idea de los rossoneri es estirar su contrato hasta 2023 (el actual finaliza en 2021) y elevar su salario de 6 a 7 M€ anuales. Ni siquiera la previsible marca de su hermano, Antonio Donnarumma, al término del curso evitaría que ambas partes alcanzasen un acuerdo.