El Deportivo Alavés ha regresado a Primera División una década después y llega para quedarse, por eso el cuadro vitoriano prepara un buen proyecto. Comienzan a sonar los primeros nombres y uno de ellos es el de Fran Mérida, centrocampista de 26 años del Huesca.

Quien fuera hasta hace poco una promesa de la cantera del Arsenal, ha renacido en la escuadra aragonesa en Segunda División y por eso ahora acumula novias de Primera. Según Marca los de Mendizorroza estarían dispuestos a desembolsar los 500.000 € que figuran en su cláusula de rescisión.