El futbolista belga llegó esta temporada al conjunto de londres con la confianza de Alan Pardew pero tras la destitución de este no ha logrado convencer a Sam Allardyce, nuevo técnico de las águilas, y se plantea su salida para hacer caja en busca de refuerzos durante el mercado invernal, tal y como apunta Mirror.

El técnico inglés considera clave reforzar la defensa y el centro del campo para que el Crystal Palace se mantenga en la Premier League y no pondría impedimentos a la salida de Christian Benteke, el cual ha recibido una oferta de China de 115.000 € a la semana, aunque no ha trascendido ninguna oferta formal al club de Londres.