Seguimos con los ecos de la victoria del PSG ante el Real Madrid (3-0) de anoche en el Parque de los Príncipes. El cuadro francés goleaba al equipo merengue, en un encuentro en el que se dio una extraña circunstancia nunca vista, según informa Opta.

Por vez primera en la historia de la Liga de Campeones, cada equipo tenía más jugadores de la nacionalidad del rival que propios. Tres galos en el cuadro blanco por uno de los locales, y 2 españoles en el bando francés por 1 en el visitante. El nuevo fútbol del siglo XXI...