El Deportivo de La Coruña se prepara para dar un cambio radical a su portería. Por un lado, el término de temporada supuso el retorno de Maksym Koval al Dinamo de Kiev, y el siguiente en seguir sus pasos fue Rubén Martínez, cuyo contrato expiraba el 30 de junio y se comprometió con el Osasuna.

Ahora, en plantilla residen Dani Giménez, recién incorporado, junto a Francis Uzoho y Przemyslaw Tyton, siendo este último un conocido descarte al que se espera dar salida en las próximas semanas. Mientras que se espera ir con calma con el nigeriano, los blanquiazules desearían acoger a otro guardameta para competir por el puesto siendo este, según El Desmarque, el caso de Unai Simón. El joven jugador del Athletic Club acaba de renovar hasta 2023 su contrato, y se espera que salga de Lezama para continuar ganando experiencia.