Autor de 2 goles en 30 encuentros que ha disputado esta temporada para el Espanyol, no ha llegado sin embargo Sergio García al mínimo para poder renovar de forma automática su contrato. De manera que el delantero de 35 años no sabe si seguirá la temporada que viene.

Como afirma Mundo Deportivo, su deseo es continuar en la escuadra catalana, la cual debe ahora tomar una decisión al respecto. Y es que el equipo blanquiazul tendrá que sopesar diferentes variables y será uno de los primeros quebraderos de cabeza del verano.