Tras la marcha de Kevin Trapp, que hace unas semanas se marchó al PSG, el Eintracht Frankfurt ya tiene nuevo portero. Para encontrarlo han tenido que marcharse hasta Dinamarca, ya que su sustituto militaba hasta el día de ayer en el Brondby.

El elegido ha sido Lucas Hradecky, finlandés que llevaba dos temporadas bajo los palos del Brondby, club que ha recibido 2,5 M€ por la venta de su arquero titular. En la última campaña disputó 35 encuentros y a sus 25 años probará suerte por primera vez en la Bundesliga alemana.