Su victoria ante el Génova ha permitido que Rudi García por ahora se coma el turrón en la Roma y que el cuadro giallorosso se mantenga en la pelea con el resto de favoritos en la Serie A. Pero el combinado de Trigoria viene de una primera mitad de campaña con muchos sinsabores y no le vendría mal un cambio de rumbo.

De manera que este equipo se ha anotado ya dos objetivos en Italia para el mercado invernal. El primero es el español Marcos Alonso, defensa de 24 años que es una de las piezas clave de la Fiorentina. Y por otro lado, según revela La Gazzetta dello Sport, los vigentes subcampeones siguen a Diego Perotti, ex del Sevilla y que a sus 27 años milita en el Génova.