No ocurre con frecuencia, pero de vez en cuando algún club de menor entidad es capaz de birlarle un fichaje a una de las escuadras más poderosas del continente. En este caso ha sido el Everton el conjunto que se ha anticipado al Manchester United en la contratación de la joven perla Femi Orenuga, futbolista de 15 años que abandona el Southend United para unirse a la cantera de los toffees.

En la decisión final del bisoño jugador ha tenido mucho que ver el hecho de que considera más factible alcanzar la Premier League a través de la escuadra de Liverpool que del inaccesible United, equipo con el que estuvo entrenando el pasado año. «Cuando estuve probando con el Everton pude comprobar que muchos jóvenes habían podido jugar con el primer equipo y creo que con ellos tendré más oportunidades que con otros clubes que también estaban interesados en mí», corroboró el futbolista en la página web oficial del Southend.