Por medio de un comunicado, el FC Barcelona acaba de anunciar que presentará una demanda contra Neymar tras su traspaso al PSG. El cuadro culé la ha enviado a la Real Federación Española de Fútbol, de manera que reclama 8,5 M€ correspondientes a la prima de renovación que firmó el año pasado, más un 10% en concepto de mora, lo que harían un total de 9,35 M€.

Recordemos que el jugador había percibido la mitad de dicha prima, pero ahora el conjunto azulgrana le reclama esa cantidad por no haber cumplido más que un año de los 5 que firmó, en concepto de daños y perjuicios. Si el jugador no pudiera pagar, el conjunto azulgrana reclama que lo haga el PSG como responsable subsidiario. Parece que tenemos todavía coletazos del culebrón para rato…