El fichaje de Paulinho ha creado mucha controversia en el FC Barcelona. Los aficionados criticaron mucho el fichaje de un jugador de 30 años que además competía en la liga china por 40 M€. El mismo motivo también creó debate en la cúpula culé.

Se buscaba un centrocampista para paliar las carencias de la plantilla en el centro del campo y André Cury, encargado del mercado sudamericano del FC Barcelona, propuso a Paulinho, según Mundo Deportivo. Tras valorar los pros y contras de fichar a un jugador de casi 30 años, se decidió llevar a cabo la operación. Eso sí, logrando de por medio que el futbolista se rebajase el alto sueldo que percibía en el país asiático.