El Málaga ya ha encontrado acomodo para uno de sus descartes. Adnane Tighadouini jugará en el Twente, de Holanda, según indica la información publicada en el AS. El futbolista no ha contado en ningún momento para Míchel y lleva toda la pretemporada ejercitándose al margen del grupo.

Solo faltan dos jugadores por salir para que se termine la operación salida malaguista. Uno es Bakary Koné, jugador pretendido por el Estrasburgo, que busca llegar a un acuerdo de cesión. El último que tiene que definir su futuro es Luis Muñoz, a quien se le busca equipo para que crezca como jugador y pueda volver al Málaga habiendo acumulado experiencia.