El Málaga se ha dado cuenta de que alguno de sus jugadores termina contrato próximamente y ya se ha puesto manos a la obra. Uno de ellos es Miguel Torres, un jugador que se ha vuelto indispensable en la zaga blanquiazul.

El jugador termina contrato el próximo junio y ya hay contactos entre ambas partes para llevar a cabo la renovación, según indica El Desmarque. Torres es uno de los capitanes del equipo y su peso en la defensa ha hecho que se haya ganado la ampliación. Además, es un jugador muy polivalente, ya que ha jugado de lateral derecho, central y lateral izquierdo, por lo que el Málaga no quiere dejar escapar a un jugador de ese calibre.