Mientras se negocia la compra de Nordin Amrabat, en el Málaga dan por hecho que durante el mercado estival recibirán una inyección económica de 1,2 M€. Porque el Real Betis está cerca de conseguir el ascenso y si lo logra dejará esa cantidad en las arcas del combinado de Martiricos.

¿El motivo? Diario Sur lo explica bien hoy, indicando que ambos clubes pactaron esa obligación de compra en el acuerdo para la cesión de Francisco Portillo. El centrocampista llegó en enero al Benito Villamarín y desde entonces acumula 13 encuentros con el cuadro verdiblanco.