El presidente del Bayern Múnich, Uli Hoeness, ha sorprendido hoy con unas duras declaraciones sobre Juan Bernat, ex de su equipo y actualmente lateral del PSG. El dirigente alemán se ha acordado de un fallo del carrilero la temporada pasada ante el Sevilla en Champions League.

«Cuando jugamos en Sevilla, él fue el único responsable de que estuviésemos a punto de ser eliminados. Ese mismo día se decidió que lo venderíamos por su juego de mierda. La suerte y la desgracia del Bayern no dependen de si Bernat juega en el Bayern», indicó el dirigente.

También ha cargado contra Mesut Özil, jugador del Arsenal: «Estoy contento de que haya terminado la pesadilla. Hace años que su juego es una basura. El último duelo que ganó fue antes del Mundial de 2014. Y ahora se esconde a él mismo y a su porquería de juego detrás de esta foto».