El Real Madrid es el claro dominador de la Liga de Campeones a lo largo de las últimas temporadas, ya que ha conquistado 3 títulos de forma consecutiva. El cuadro blanco ejerce un dominio aplastante en esta competición, y en gran medida ha sido gracias a su enorme potencial ofensivo.

Los merengues suman 42 encuentros marcando siempre al menos un gol como local, ya que la última vez que no lo hicieron fue cuando perdieron en 2011 ante el FC Barcelona en aquellas recordadas semifinales (0-2). Desde entonces los merengues siempre anotaron en su feudo en Europa.