Desde ayer se viene relacionando a David Alaba con el Real Madrid porque sería una de las grandes prioridades del cuadro blanco para reforzarse el verano que viene. El austríaco del Bayern Múnich supondría un gran desembolso para el conjunto merengue, si bien los bávaros no quieren desprenderse de él.

Ahora es noticia porque su padre George ha hablado con As y se deja querer por el combinado de Chamartín en esas declaraciones: «Estamos en un momento que no necesitamos realizar comentario alguno. El Madrid es un grandísimo club y es un orgullo ese interés. Eso es lo que le puedo decir, nada más».