El Eibar ha comenzado la temporada soprendiendo a mucha gente. Los de Gaizka Garitano se han quitado el San Benito de Cenicienta de la categoría, y han demostrado que saben competir. El mérito es enorme, pero lo es aún más si lo contextualizamos bien.

Y es que según cuenta el Diario Vasco, el conjunto armero es el mejor debutante en Primera División de los últimos 20 años. Los 9 puntos de los blaugranas mejoran la actuación de Villarreal, Numancia, Extremadura, Compostela, Xerez, Getafe, Almería y Mérida. Hay razones para soñar, pero con cautela.