El Tottenham quiere asentarse entre los principales clubes de la Premier y para ello sus dirigentes quieren seguir invirtiendo en nuevos refuerzos durante las próximas ediciones del mercado. Los spurs han sido relacionados en los últimos meses con algunos jugadores de renombre y también con nuevos talentos.

Precisamente el último objetivo del club londinense es un joven futbolista chino de 22 años que pertenece al Shanghai Shenhua. Se llama Renliang Feng y además ha sido internacional con la selección que dirige José Antonio Camacho en 10 ocasiones, así que se trata de un atacante con una gran proyección.

Para hacerse con los servicios del asiático, el combiando de White Hart Lane estaría dispuesto a realizar una oferta de nada menos que 2 M€. Ahora solamente queda esperar para saber si su club aceptará la propuesta anteriormente citada.