Es difícil no coincidir en el pensamiento de la temporada tan irregular que ha acontecido en Sevilla, algo que también se puede apreciar en el rendimiento de algunos de sus futbolistas, como Joaquín Correa. El argentino ha demostrado tener calidad y desborde de sobra, pero con un talento tan llamativo, este lo ha explotado en determinadas ocasiones, sin darle constancia, por lo que no se ha asentado como un miembro imprescindible en el once, e incluso Caparrós, en su último servicio a club desde el banquillo, limitó su aparición a 21 minutos.

Por eso, si situación en el Sevilla es discordante, y su futuro podría estar lejos de la ciudad andaluza. Según Estadio Deportivo, el club medita su venta como un recurso más para recaudar dinero este verano, y el extremo tiene un gran cartel tanto en Italia como en Inglaterra, donde Tuttomercatoweb señala el posible interés del West Ham United de Pellegrini, quien estaría dispuesto a ofrecer acomodo al atacante de 23 años. Su fichaje procedente de la Sampdoria costó al equipo de Nervión 13 M€, por lo que se esperaría una recaudación propia para constatar su marcha.