El conjunto de Slaven Bilic está realizando un mal inicio de temporada y tan solo está un punto por encima del descenso, por lo que van a acudir al mercado invernal para reforzar la plantilla. El gran problema de los hammers es la delantera ya que tan solo dos de los jugadores que ocupan dicha posición han conseguido marcar un tanto.

Ante esta situación, el West Ham quiere incorporar a sus filas a Callum Wilson, delantero del Bournemouth que ha logrado anotar cuatro goles en lo que llevamos de temporada. El equipo del sur de Inglaterra es reacio a vender al jugador y, como apunta The Guardian, ya rechazó una oferta de 15 millones de libras (17,7 M€) por lo que el club de Londres subirá 10 millones la oferta.