Tras debutar con el Manchester City de la mano de Pep Guardiola, el joven Eric García, de 17 años, que fue uno de los futbolistas que se llevaron los citizens de La Masía, ha dado ya sus primeras impresiones como jugador de los sky blues. Y no se arrepiente de haber dejado el FC Barcelona.

«Estoy orgulloso de haber tomado esa decisión. Sé que es complicado porque tienes que dejar amigos y compañeros, pero tenía que pensar en mi carrera y estoy contento. No esperaba estar en el once y me ha alegrado que el míster me eligiera», afirma el joven talento en palabras a Sky Sports.