Fran Escribá ya piensa en organizar la plantilla del Celta de Vigo de cara al curso que viene. El míster ha sido ratificado por la dirección técnica de los celestes para seguir al frente del club, todo ello después de lograr la permanencia en LaLiga Santander. El valenciano, de 54 años, ha hablado sobre sus planes de futuro en una entrevista recogida por ElDesmarque: «Tenemos que defender mejor, ser más contundentes y decisivos en ese aspecto, más consistentes, más duros. A nivel de ataque tenemos jugadores con talento e intentaremos explotarlo, porque no vale ganar de cualquier forma».

Una de las mayores incertidumbres en el interior de la entidad de Balaídos es lo que sucederá con Fran Beltrán, jugador que llegó procedente del Rayo Vallecano. La llegada de Escribá frenó el rendimiento del madrileño, de 20 años de edad, quien únicamente ha disfrutado de 22 minutos en las 12 jornadas que el técnico ha dirigido al Celta. El futbolista es uno de los más apreciados por la marea celtiña, según informa Galiciapress, aunque se ha visto relegado a un segundo plano en el tramo decisivo del curso.