Paulinho no se esconde. Aunque cierto sector del barcelonismo sigue sin entender porque el club ha invertido 40 M€ en la contratación de un futbolista de 29 años que militaba en la escasamente competitiva liga china, el brasileño asegura sentirse plenamente capacitado para afrontar el reto de militar en un conjunto tan importante como el FC Barcelona.

«Es el desafío que quería en mi vida. El Barcelona luchó mucho para que yo fuera allí. Sentí que era el momento adecuado para aceptar este reto. Quizá no aparezcan más oportunidades como esta. A lo largo de mi carrera, siempre he tenido buenos desafíos y mucha gente me ha cuestionado, pero ya pasé la etapa de hacer caso a lo que dice la gente. Con todo el respeto a todos los de la prensa, tengo que hacer mi trabajo», reconoció en su última rueda de prensa.