Se ha hablado mucho en las últimas semanas de la posible salida de Riqui Puig, a quien el FC Barcelona podría buscar destino en una categoría superior a la Segunda B. La idea es que tenga minutos fuera del filial azulgrana porque no los tiene en el primer equipo, de manera que cuenta con un nuevo pretendiente.

Hablamos en este caso del Real Zaragoza, que es la escuadra de Segunda División que ha aparecido en el horizonte de este futbolista para darle acomodo en sus filas. Los maños pretenden aprovechar la ocasión para acogerlo en sus filas de cara a la segunda parte de la temporada.