Ni la temporada pasada en el Inter de Milán ni los 6 primeros meses de la presente en las filas del Benfica frenan la ambición del joven atacante brasileño. Tras su vuelta a Brasil, a las filas del Santos, Gabigol cuenta con recuperar su mejor versión y demostrar que está capacitado para coger el billete a Rusia con la Canarinha y triunfar de su mano en el mayor marco del fútbol de selecciones.

Así lo reconoció al propio entrenador, que optó por la vuelta a su país de cara a reforzar sus opciones de hacer ese viaje y convencer a Tite: «Decidí que era hora de regresar a mi patria. Especialmente considerando el próximo Campeonato Mundial en Rusia. Me veo muy bien, mis pruebas físicas fueron un éxito. No pensé que volvería tan pronto, pero espero ayudar a Santos». A priori, el puesto de ’9’ en la Selección de Brasil lo competirán entre Roberto Firmino y Gabriel Jesús, llegando destacado el ariete del Liverpool, aunque bien podrían ser complementarios. Sin embargo, no se antoja descabellado que el seleccionador llame a un tercer componente, lo que podría darle opciones a Gabigol.