A sus 26 años, el extremo holandés Quincy Promes ha protagonizado una serie de buenas actuaciones durante la pasada temporada. El futbolista nacido en Ámsterdam ha sumado nada menos que 21 goles y 10 asistencias en los 38 partidos oficiales que ha disputado en un Spartak de Moscú que pagó por el 11,5 M€ en 2014 y ha encontrado en él a una de sus joyas pese a que su rendimiento ha exhibido altibajos.

El nivel exhibido en determinados partidos ha provocado que distintos conjuntos hayan llamado a su puerta. Así, en los últimos meses hemos sido testigos de un buen número de cantos de sirena procedentes de distintos conjuntos como Sevilla, Valencia o Liverpool. Sin embargo, las distintas opciones de primerísimo nivel se han caído por la irregularidad del jugador, altas demandas del equipo y elevado salario.

Ahora, según ha podido saber Fichajes.com, una nueva vía se abre para el futbolista. Y es que el agente Daniel dos Reis en representación de Mr. Chen Han Wei está negociando con Sports Entertainment Group (SEG) –empresa que representa los intereses del futbolista tulipán a fin de tratar el desembarco en una escuadra china. De cualquier modo, no es la única vía que se está estudiando, pues también existen opciones en Portugal y Alemania.