Marco Andreolli llegaba el pasado verano al Sevilla cedido desde el Inter de Milán y una vez que había jugado 9 encuentros con el cuadro hispalense se lesionó de gravedad. Esto provocó que su préstamo se interrumpiera en el mercado invernal, y el zaguero regresó a Italia, llegando Federico Fazio en su lugar.

Obviamente el combinado andaluz no va a ejercer la opción de compra que tenía sobre este futbolista, al cual le queda un año de contrato en el club nerazzurro. Pero esta escuadra facilitará de nuevo su salida, siendo Udinese el primer equipo en interesarse por él, según Estadio Deportivo.