El actual entrenador del Sevilla, Julen Lopetegui, ha concedido una entrevista a El Transistor de Onda Cero, con motivo de aclarar lo que significó su salida de la selección española y sus sensaciones dirigiendo al conjunto hispalense: «Mi salida de la selección es historia. No me arrepiento de nada. Traté de ser honesto y dije la verdad desde el momento en el que supe algo», empezó diciendo.

«Las experiencias te hacen aprender. Sigo siendo la misma persona desde que dejé la selección». Tras zanjar el tema de la selección, se centró en su trabajo con el club: «El Sevilla es un club grande, estamos intentando crecer cada día como equipo. La personalidad que tiene este club es especial y estamos muy responsabilizados de poner al Sevilla donde su gente quiere».

«Cada partido es una batalla. Ganar cuesta sangre, sudor y lágrimas. En resultado estuvo más igualado contra el Madrid pero tuvimos más opciones en el Camp Nou». Incluso tuvo alguna que otra palabra para Reguilón, lateral cedido por el Real Madrid: «Reguilón tiene que seguir aprendiendo pero tiene muy buenas condiciones; aquí tiene una competencia importante con Escudero que no se lo va a poner fácil».