El guardameta del Athletic Club estuvo muy cerca de comprometerse con la entidad blanca durante el pasado mercado invernal. Este traspaso, finalmente frustrado, tuvo en Zinedine Zidane uno de los principales artífices de su naufragio y el propio Kepa Arrizabalaga, a través de Cadena Ser, ha aclarado su sentir respecto al técnico galo del Real Madrid: «No le guardo rencor a Zidane, no tengo por qué guardarle rencor a nadie. No entro a valorar palabras de entrenadores que no sean Lopetegui ni Ziganda».

El futbolista declaró también no arrepentirse «de todo lo que he vivido en estos meses. Pocos jugadores tienen la opción de vivir algo como esto. Ha sido un culebrón pero con un final feliz para mí, estoy satisfecho y contento [...] La gente en Bilbao siempre me ha respetado y me ha animado. Nunca se han portado mal conmigo, por suerte. Yo estaba tranquilo porque sabía que no había dicho nada. Desde el primer momento dije que cuando se tomase la decisión saldría a hablar con prensa y así lo hice». Ahora, el futbolista está concentrado en cerrar una mala temporada en el plano colectivo para el club y en coger fuerzas de cara a un mejor rendimiento en la 18/19.