Tras sufrir la baja de jugadores tan importantes como Diego Godín, Lucas Hernández o Antoine Griezmann, la directiva del Atlético de Madrid ha decidido poner en marcha una estrategia que garantice la continuidad de otro de sus pilares, el centrocampista Saúl Ñíguez.

Según cuenta As, está previsto que en un breve espacio de tiempo, los colchoneros se reúnan con los agentes del futbolista para proponerles una mejora salarial. Dicho aumento no irá acompañado ni de una ampliación del contrato ni de un incremento de la cláusula de rescisión. Si las negociaciones dan los frutos oportunos, el ilicitano podría convertirse en el jugador mejor pagado de la plantilla (por delante de Jan Oblak, quien actualmente percibe 10 M€).