Carlos Bacca llegaba el pasado verano al Villarreal procedente del AC Milan, de manera que el club castellonense desembarcaba como cedido para la presente temporada. Ambas partes decidieron fijar una opción de compra valorada en 15,5 M€ para el final de la presente temporada.

Como el colombiano está convenciendo por ahora y suma nada menos que 8 goles en 25 partidos durante esta temporada, el submarino amarillo quiere una rebaja en su precio. Por eso, según La Gazzetta dello Sport, ya han comenzado a negociar para intentar fijar el traspaso entre 10 y 12 M€.