Convertido ya en el gran referente ofensivo del Manchester City, con el que suma nada menos que 8 goles en 11 partidos, Gabriel Jesus es además todo un talismán para el equipo de Pep Guardiola. La campaña pasada se perdió bastantes partidos por lesión, y es que cuando él está en el campo su equipo no pierde.

No conocen los sky blues la derrota con el brasileño de 20 años, que está rindiendo a un nivel sensacional hasta la fecha. Y de hecho lleva un año sin perder, desde que lo hiciera con el Palmeiras ante el Santos en octubre de 2016. Casi nada.