«Inmediatamente me sentí como en casa. Todos me dieron una cálida bienvenida. Guti se portó genial conmigo de inmediato, y él era un ’hombre’ del Madrid, una leyenda. Desarrollé un buen vínculo con Robinho poco después de mi llegada. A veces iba a su casa, donde había convertido su sótano en un miniclub nocturno».

Esta ha sido una de las curiosas revelaciones que Royston Drenthe, ex jugador del Real Madrid, ha hecho a la revista FourFourTwo. El jugador holandés, que llegara en 2007 al cuadro blanco, ha relatado su paso por este equipo merengue en palabras a esta revista.

«Escuché que 16 clubes estaban interesados en mí. Hablé con el presidente de Barcelona, Laporta, y con Mijatovic, director deportivo del Real Madrid. Sentía como si hubiera conocido a casi todos los directivos de alto rango de todos los clubes. La mayoría de ellos me ofrecieron un contrato de cinco años con más o menos las mismas condiciones. Tan pronto como supe que el Real Madrid estaba interesado», decidí hacerlo, afirmó el jugador.