Una de las operaciones que está realmente cerca de concretarse es el aterrizaje de Harry Maguire en el Manchester United. De hecho, se prevé que el central se convierta en el defensa más caro de todos los tiempos, ya que su traspaso se cerrará por encima de los 90 M€. Es por ello que superará la inversión que realizó en su día el Liverpool por Virgil van Dijk, por quien depositó 85 M€ en las arcas del Southampton.

Por tanto, atendiendo a la información que maneja TMW, el Leicester City está contemplando varias opciones para reforzar su retaguardia en cuanto la salida de Maguire, de 26 años, sea oficial. James Tarkowski (Burnley) y Nathan Aké (Bournemouth), quien hace unas horas ha sido relacionado con el Manchester City, son 2 jugadores que gustan a Brendan Rodgers.