Puede que no tenga que salir de compras el Liverpool para hallar competencia para el meta alemán que tantas dudas levanta desde que tomara el papel de villano en la final de la UEFA Champions League. Según apunta Todomercadoweb, la rivalidad de Loris Karius empieza en casa donde no solo cuenta con el pulso que se prevé ganando tras la pasada temporada a Simon Mignolet, sino con la presencia de Danny Ward.

El portero de 25 años, que se mantuvo la temporada pasada a la sombra de ambos, tiene intención de reclamar su papel bajo palos. En la 16/17 ya estuvo cedido en el Huddersfield Town, donde respondió con un gran nivel, y ahora puede haberle llegado la oportunidad de reclamar su protagonismo. El medio afirma que Klopp tiene cuenta al galés, que esperaría paciente por su oportunidad.