Llegó Roberto Jiménez el pasado verano a la disciplina del Málaga, donde se ha asentado como portero titular de esta escuadra (14 partidos). El arquero de 31 años está cedido por el Espanyol, pero tendrían los andaluces que comprarlo obligatoriamente si se quedan en Primera División.

Una decisión que habrá que ver qué consecuencias tiene, ya que según As el guardameta cuenta con pretendientes en la Premier League. Falta por tanto mucho para que se pueda definir su futuro, pero habrá que estar atentos para saber si en los próximos meses tenemos algo de luz al respecto.