El centrocampista galo Paul Pogba ha aprovechado su última comparecencia pública para descargarse de cualquier responsabilidad sobre la destitución de José Mourinho como técnico del Manchester United. Aunque la relación entre ambos estaba muy debilitada, el jugador ha dejado claro que fueron los resultados los que provocaron el adiós del luso.

«¿Cuál era el asunto? Que no estábamos ganando. Por eso decidieron cambiar al entrenador. Los resultados son lo que más importa. Si fuéramos ganando, tendríamos buenos resultados y el entrenador hubiera permanecido en su puesto. Eso es todo», explicó en declaraciones de las que se hace eco el diario As.