Nuevo giro en el banquillo del Cagliari. El club italiano acaba de anunciar la dimisión de su entrenador, Zdenek Zeman, apenas un mes después de su regreso. El checo volvió en marzo al equipo de Cerdeña con el objetivo de evitar la zona baja de la tabla tras ser destituido en el mes de diciembre. No consiguió su objetivo. De hecho, el pasado fin de semana cayó goleado frente al Nápoles de Rafa Benítez.

Sin embargo, el motivo que más ha podido pesar en su decisión fueron los lamentables acontecimientos que tuvieron lugar hace tres días en el entrenamiento del equipo, cuando unos ultras irrumpieron en la sesión exigiendo de malas maneras dialogar con miembros del equipo. En las 16 jornadas que ha permanecido al frente del banquillo del Cagliari sólo ha podido sumar dos victorias.