Sin demasiadas oportunidades durante el presente curso en un Real Betis que apostó por su incorporación debido a su buen rendimiento en Ipurúa defendiendo los colores del Eibar, el extremo japonés Takashi Inui (30 años) dice adiós al cuadro verdiblanco a fin de disfrutar de continuidad.

Su nuevo equipo es el Alavés, una de las grandes revelaciones de la Liga que ha confirmado su desembarco en calidad de cedido hasta final de curso y donde tendrá la oportunidad de sumar minutos de calidad. Los babazorros encuentran, de este modo, recambio para un Ibai por el que sacaron un buen pellizco.