Llegado el pasado mes de enero a la disciplina del Celta de Vigo después de una primera mitad de temporada en la que apenas dispuso de oportunidades en las filas del Fulham, el centrocampista Jozabed Sánchez (26 años), se convirtió en pieza importante para Eduardo Berizzo. Así, el andaluz sumó un total de 20 partidos oficiales en el cuadro celeste.

De este modo, y pese al cambio en el banquillo, el Celta ha puesto toda la carne en el asador a fin de cerrar la permanencia del exfutbolista del Rayo Vallecano en sus filas. Y lo ha logrado. Tal y como acaba de hacerse oficial, el centrocampista ya es jugador de los de Balaídos a título definitivo y seguirá defendiendo sus colores en las próximas cuatro temporadas.