Sin apenas protagonismo desde la marcha de José Mourinho y la llegada de Ole Gunnar Solskjaer al Manchester United, Marouane Fellaini tenía clara su salida en el mercado invernal, y finalmente se ha consumado en este primer día de febrero, porque el mercado chino sigue abierto.

Efectivamente el centrocampista belga de 31 años recala en este campeonato asiático, y concretamente en las filas del Shandong Luneng. De manera que podrá seguir con su carrera deportiva en este exótico destino a partir de ahora.