El Real Valladolid suma y sigue. El cuadro pucelano, que cayó en el primer partido de la temporada ante el FC Barcelona B (1-2) ha certificado una nueva incorporación con la que sigue dando forma a su plantilla.

Concretamente, se trata del zaguero de 29 años Kiko Olivas, futbolista que ayer rescindió el contrato que le unía con un Girona con el que el pasado curso logró el ascenso a Primera División (17 partidos, 1 gol).

«Kiko Olivas, que firma por tres temporadas con el Pucela, se formó en la cantera del Málaga y del Villarreal, clubes con los que llegó a debutar en sus primeros equipos en Primera División. En Segunda, con el Villarreal B, el Sabadell, el Córdoba y el Girona, acumula un total de 269 partidos», destacan la escuadra vallisoletana en un comunicado oficial.