A sus 37 años, Ronaldinho no había jugado en ningún conjunto profesional desde 2015. Historia viva del mundo del fútbol merced a las espectaculares acciones de las que era capaz con el balón en los pies, el que fuera Balón de Oro en 2005 ha decidido colgar definitivamente las botas. Así lo ha confirmado su hermano a la prensa brasileña.

«Él lo deja, es definitivo. Ya era definitivo y tan solo falta la oficialización. No ha jugado desde hace mucho tiempo. Haremos algo grande después de la Copa del Mundo en agosto. Estamos negociando un partido con la selección brasileña». Campeón del Mundo, la Liga de Campeones y Balón de Oro, Ronnie ha tenido una espléndida rica en emociones.