Ya es oficial. El FC Barcelona ha conseguido atar el futuro de Sergi Roberto como azulgrana tras un largo tira y afloja entre club y jugador, que se había prolongado durante los últimos meses y que mantenía a los aficionados culés expectantes sobre la decisión del polivalente futbolista, esperando el esfuerzo definitivo por parte de la directiva.

Este, finalmente ha llegado y Sergi Roberto se ha comprometido por cuatro temporadas con el equipo del Camp Nou, hasta el verano de 2022. «El héroe de la remontada imposible contra el PSG», como cita la web del club, tendrá una cláusula de rescisión de 500 M€. Una cifra prohibitiva para cualquier equipo.

El jugador se ha consagrado como el lateral derecho titular para Ernesto Valverde, pudiendo también actuar en el centro del campo, donde empezó hasta ser reconvertido a la banda. En la presente campaña ha doblegado a Nélson Semedo, el flamante fichaje que venía a ocupar esa demarcación y que ahora es la segunda opción tras el catalán en la plantilla. Criado en La Masía desde los 14 años, ha participado en 25 encuentros esta temporada, habiendo anotado un gol y dando 6 asistencias.