El técnico del Real Madrid ha comparecido en la rueda de prensa previa el choque de UEFA Champions League que su equipo disputará ante el PSG, donde se ha mostrado seguro de su apuesta para el duelo, donde podrá contar con la BBC: «Me interesa ver a mi equipo metido, todos están metidos en lo que es el partido de mañana. Mañana verás, como siempre digo, cómo vamos a empezar el partido. No es importante cómo vamos a jugar, el dibujo, lo importante es lo que queremos hacer en el campo».

La máxima competición europea es el último buque que le queda al equipo blanco en la temporada y al propio Zinedine Zidane, que se aferra a la Champions para mantenerse en el puesto, sitiado como está ante la duda respecto a su liderazgo: «No vamos a cambiar lo que pueda opinar la gente de nosotros, intento trabajar, es mi pasión, intento transmitir muchas cosas y el resto no lo puedo controlar, mañana no tengo que demostrar nada, solo puedo pensar en el partido y es lo que me importa ahora mismo. No lo que se pueda decir de mí. Contra el PSG, es cierto, siendo del Olympique de Marsella puede que haya una rivalidad histórica, pero pienso en el Madrid contra el PSG, sólo pienso que va a ser un gran partido de fútbol».

Además recalcó cómo vive estos encuentros en la élite: «Estoy muy contento de jugar este tipo de partidos. Ahora mismo no hay presión en particular, hemos preparado nuestra semana como siempre, hemos preparado este partido como siempre, siempre habrá presión pero es algo habitual, voy a disfrutar».

Por último, el preparador francés valoró las palabras de Guti, donde el entrenador del juvenil se ofrecía para ocupar en el futuro el banquillo del primer equipo: «Le veo capacitado, es lo que está haciendo, se está preparando para esto. Lo dijo él y lo veo bien. No lo veo como puede pensar un entrenador de mal ojo, es un tipo de la casa, que lleva toda la vida aquí, creo que un día, y es su sueño, ¿por qué no?».